Facebook Twitter Google +1     Admin

Ofrenda de frutos

20171012022000-ofrenda-frutos-pilarmestra.blogpost.com-.jpg

Foto pilarmestra.blogspot.com.es

Por sus frutos los conoceréis, rezan las Escrituras. Cerezas de Caspe, sandías de Alfamén, melocotones de Calanda, espárragos de Gallur… dicen mucho del origen de su denominación. Desde 1949, la Ofrenda de Frutos, la más antigua a la Virgen del Pilar –la de Flores sería en el 58–, ha llegado a reunir, en los últimos años, a más de 59 agrupaciones, 50.000 participantes y unos 8000 kilos de frutas y verduras, embutidos, dulces, aceite, queso, vino y otras bebidas. El destinatario es el Santo Refugio desde 1997.

Función religiosa, social, folclórica, unitaria. La Federación de Casas Regionales en Aragón organiza la Ofrenda. Es una gozada ver a pequeños y grandes ataviados con trajes, normalmente campesinos, de Castilla La Mancha, Castilla-León, Madrid, Extremadura, Galicia, País Vasco, Cataluña, Murcia, Andalucía, Canarias… y Aragón. Mezclados con las farandolas y sombreros coloristas del otro lado del Atlántico, que también son hispanos y españoles de adopción.

Dicen que los vástagos de las tinieblas son mucho más astutos que los hijos de la luz; soterrados, amigos de las fuerzas de abajo, no dejan ver la maravilla, incapaces ellos mismos de obrarla. Sin embargo, la riqueza de la diversidad y las cosas bien hechas y criadas, “polvo, niebla, viento y sol” (J. A. Labordeta), saltan a la vista. Y las plantas lo sienten. No es lo mismo sembrar por el bien común que en propio beneficio. Cultivar un huerto es como educar a un hijo.

Y no servirá hacerlo con productos o verdades adulteradas; sino con lo mejor de la tierra, la industria y de nosotros. Da igual transgénico o natural, que la creatividad y la genética, con mimo y formación de base, dan excelentes frutos. Jeffrey C. Hall, Michael Rosbash y Michael W. Young han obtenido el premio Nobel de Medicina 2017 "por sus descubrimientos de los mecanismos moleculares que controlan el ritmo circadiano" o ciclo natural del sueño. Soñar fuera del tiempo, aun despierto, también daña los tomates.

“Despedíos de ese jardín tan bonito que es Cataluña”. ¿Por qué lo habrá dicho Albert Boadella?

María Pilar Martínez Barca

(Heraldo de Aragón, "Tribuna", "Con DNI", viernes 13 de octubre de 2017).

Comentarios » Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.





Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris