Facebook Twitter Google +1     Admin

Se muestran los artículos pertenecientes a Octubre de 2016.

Pilares de mi vida

20161008003544-cartel-pilar-saucepolis.com-.jpg

Todos tenemos una prehistoria. Creo que fue en Pilares cuando mis padres asistieron al Principal a ver “La tía de Carlos”, de Paco Martínez Soria, ¡y se encontraron 5000 pesetas! –30 euros de ahora–. La policía las devolvió a su dueño. A mí me lo contaron, era solo un bebé.

Recuerdo unos sencillos títeres de cachiporra en la plaza del Pilar. --¡Toma!, ¡toma!, ¡toma! –¡Ay! Los niños y las niñas se reían, chillaban divertidos. Yo aún no me terminaba de enterar. Debía ir con mi tía; el tío trabajaba en los Viveros, en la ahora plaza Europa, nos traía cada año el magnífico Programa de Fiestas. Y en la calle Delicias, la comparsa de Gigantes y Cabezudos, que cortaba el paso de coches en dos direcciones –¡mira que era complicado!–. Los fuegos en el Ebro…

Mi Pilar del despertar sería con los compis y los monitores de Auxilia. Íbamos a la Feria de atracciones, desde la parte nueva del actual Clínico Gonzalo Blesa, junto a casa, hasta la Romareda. ¡Cómo exprimíamos cada instante! Dicen que se me veía muy feliz; era la novedad, el empezar a salir allá a mis dieciocho. Fuimos muchas veces al teatro, tantas que conseguimos que en el Principal se dejasen unas butacas para sillas de ruedas.

Ahí comenzaría la normalidad. Salir con los amigos, el Interpeñas, ir vestida a la ofrenda –con un traje entre aragonés y un poco castellano, con prendas heredadas de mi abuela, toda orgullosa yo–. La silla automática fue haciendo más accesible todo: el llegar con mis padres a las jotas, ir de cena o pinchos, algún concierto. Las diferencias se habían ya borrado.

Después llegó el amor, y buena música clásica en el Auditorio, y más teatro, y mucho cine en los Renoir. Y un exquisito gusto, condimentado de comprensión, magia y ternura, cuando cenábamos por ahí. Biella Nuei, actuaciones por el centro, fuegos artificiales, el Rosario de Cristal. Algún año coincidió con la presentación de un libro. Y los sobrinos, vestidos también ellos de baturros. Era el relevo.

Un Pilar para todos, festival de festivales… Mañana escucharemos a Luisa Gavasa. ¿Mejor comienzo?

María Pilar Martínez Barca

(Herado de Aragón, "Tribuna", "Con DNI", viernes 7 de octubre de 2016).

07/10/2016 23:36 pilmarbarca Enlace permanente. La columna del viernes No hay comentarios. Comentar.

Homo intlellectus

20161014025120-los-simpson.jpg

Foto: Europa Press. Escena de un capítulo de la serie animada Los Simpson

Según vemos en el Museo de Ciencias Naturales, del Paraninfo, los simios llevarían habitando el planeta unos ocho millones de años; el homínido bípedo solo uno. Una minucia, comparada con los miles de millones de años de la Tierra. Últimos estudios demuestran cómo el "Homo Sapiens" comenzamos a dividirnos en África hace doscientas mil primaveras, huíamos del frío y llegamos a Australia. Fuimos inteligentes.

Hacia el 30 0 33 d. C. –según la versión de 1950 o la de hoy–, Judah Ben-Hur, un príncipe judío castigado en galeras, conocería a Cristo. Las diferencias entre las dos películas no son inocentes: hermanos el protagonista y el tribuno Messala en la segunda, el foco de atención pasa de Roma a Oriente, a través de esa especie de jeque o mercader árabe que le salva la vida. ¿Casualidad?

De lo que no hay evidencia, científica ni histórica, es de cuándo comenzamos a mutar. Cuándo el "Homo Habilis" perdió su capacidad de crear instrumentos para sobrevivir; y el "Homo Erectus" pasó a estar sentado día y noche ante computadoras y con pantalla que lo iban teletransportando a mundos irreales. Algo debió pasar.

El "Homo Sapiens" fue olvidando obtener alimentos naturales, a cambio de comida rápida; dejó de lado organización social, la religión, las referencias culturales. Y empezó a elucubrar sobre la existencia de cosmos subatómicos, o por qué el tiempo no avanza para atrás. Abandonó a los duendes por los tardígrados, animales microscópicos que lo protegerían de la muerte; mientras los colegiales se agredían mortalmente por un balón.

“La teoría M es la teoría unificada con la que soñaba Einstein. El hecho de que nosotros, los seres humanos, que somos tan solo conjuntos de partículas fundamentales de la naturaleza, estemos ya tan cerca de comprender las leyes que nos gobiernan y rigen el universo es todo un triunfo” (Stephen Hawking).

Lo que ya no se entiende, cómo el "Homo Intellectus" pretende salvar a los toros de la lidia mientras condena a un muchacho enfermo. Los monos, capaces de transcribir a Hamlet a doce palabras por minuto, nunca lo harían.

María Pilar Martínez Barca

(Heraldo de Aragón, "Tribuna", "Con DNI", viernes 14 de octubre de 2016).

14/10/2016 12:43 pilmarbarca Enlace permanente. La columna del viernes No hay comentarios. Comentar.

¿Nobel o novel?

20161021022645-bob-dylan-joven-a-castro-.jpg

Foto: página de Antón Castro.

“Mí no entender”, que diría Doña Croqueta del “Un, dos, tres”. El Nobel de la Paz ya levantó ampollas: hay quien piensa que a Juan Manuel Santos, firmante del acuerdo democrático de Colombia, le falta la praxis del papa Francisco. Y después la sorpresa del Nobel de Literatura a Bod Dylan, “por haber contribuido con nuevas expresiones poéticas dentro de la tradición de la gran canción americana”.

Robert Allen Zimmerman, juglar del siglo XX, con su guitarra y su armónica al cuello. Del folk y la protesta social de “Blowin’ in the Wind” (Soplando en el viento), al rock, la música popular o la imagen surrealista; el homenaje en “Like a Rolling Stone” o la inspiración religiosa de Slow Train Coming. Y vuelta a lo mundano con Down in the Groove (Abajo, en el surco): la injusticia social, la inmigración, la guerra, el amor y desamor, la libertad. Del blues, el country, el góspel, al rock and roll, el jazz y el swing, Se merece premio.

¿Premio a qué? Literatura, “arte de la expresión verbal”. Rimbaud, Woody Guthrie, Picasso… Nos confunde. Para la secretaria de la Academia, “Si miramos miles de años hacia atrás, descubrimos a Homero y a Safo. Escribieron textos poéticos hechos para ser escuchados e interpretados con instrumentos. ‘Blonde On Blonde’, uno de los grandes clásicos de Dylan, es un ejemplo extraordinario de su forma brillante de rimar, de juntar estribillos y de su estilo brillante de pensamiento”.

En Grecia no había imprenta ni redes sociales. Y escribir poemas es algo más que rimar y que el ensayo. Rosendo Tello, mi maestro, aconsejaba huir de rimad fáciles. Imágenes fuertes, sí; nunca sentimentalismos, ni aun cuando muere un hijo. Es la función poética, distinta de la expresiva y la apelativa. Philipp Roth, eterno candidato al Nobel, las conoce mejor que el autor de Tarántula y Crónicas.

“Es un disparate absoluto. Creía que era una broma, una inocentada. La actitud del escritor de letras es completamente diferente a lo literario. Lo principal es que se adapte a la música. Hay una falta de literariedad” (Luis Alberto de Cuenca).

María Pilar Martínez Barca

(Heraldo de Aragón, "Tribuna", "Con DNI", viernes 21 de octubre de 2016).

Los otros inocentes

20161028145600-cristo-roto-critica-y-propuesta-.jpg

Foto: Crítica y Propuesta. El cristo fue golpeado y fragmentado en el asalto a la iglesia.

Míguel Delibes quizá escribiese ahora una nueva versión de Los santos inocentes, mirando al sur. Conmocionó el degüello del sacerdote Jacques Hamel, en la Normandía francesa. Menos, el martirio de cuatro misioneras de la caridad en Yemen; o la muerte violenta de curas en Argentina, México o Brasil. Entre el “Sal de tu tierra”, eslogan misionero espléndidamente defendido por Pilar Rahola, y la fiesta de los Santos, no está de más refrescar la memoria.

“Todavía recuerdo cuando celebramos la misa en la calle ahí en Delfín Gallo, (…) entonces advertía que venían tiempos difíciles y que la cosa no se iba a solucionar como por arte de magia ni milagrosamente”. Juan Viroche regentaba la parroquia de Nuestra Señora del Valle de La Florida, en Tucumán (Argentina). “… la inseguridad siguió creciendo (…) y sabemos que si el estómago no se llena, la cabeza no responde”.

Intentó denunciar más de una vez el narcotráfico, la trata de niñas y la explotación de trabajadores; faltaban empleados y papel donde escribir. La gota que colmó el vaso, presentarse con un grupo de vecinos en la Legislatura Provincial y ante la Comisión de Derechos Humanos. Comenzaron a amenazarle en sus sobrinos. El 5 de octubre aparecía colgado del coro.

¿Homicidio? ¿Suicidio? Como Natalio Nisman, el fiscal aparecido muerto de balazo que denunciara tramas en Buenos Aires y de la presidenta Cristina Fernández de Kirchner. Sus más cercanos no lo dudan: “Para matar al hombre de la paz tuvieron que imaginar que era una tropa, una armada, una hueste, una brigada, tuvieron que creer que era otro ejército. Pero el hombre de la paz era tan solo un pueblo”.

El autor de El hereje, seguramente, no se iría tan lejos. Ahí está Patrick Nogueira, un narcisista solitario que mató y descuartizó a sangre fría a sus tíos y a los niños. “Un gran abrazo a todos los sacerdotes de Tucumán con quienes pasé una mañana, hablamos de mística y comimos juntos. Juan era un sacerdote comprometido con la gente. Nos ha dado la mejor lección de cristología con su sangre, en la cruz de Cristo” (Antonio Mas).

María Pilar Martínez Barca

(Heraldo de Aragón, "Tribuna", "Con DNI", viernes 28 de octubre de 2016).

28/10/2016 13:56 pilmarbarca Enlace permanente. La columna del viernes No hay comentarios. Comentar.


Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris